Las Acciones Fraccionadas son contratos de derivados cuyo rendimiento está vinculado a la evolución del precio de una acción o ETF específicos, como subyacente. Las Acciones Fraccionadas le permiten invertir indirectamente en las acciones o ETF subyacentes, sin tener que comprar acciones completas.

Por ejemplo, si en la actualidad una acción subyacente tiene un precio de mercado de 100 EUR, el precio de la Acción Fraccionadas de esa acción también será de 100 EUR. Puede usted decidir en qué fracción de la acción subyacente desea usted invertir a través de Acciones Fraccionadas.

Al comprar Acciones Fraccionadas, usted suscribe un contrato bilateral con CM-Equity AG. CM-E es la única contraparte para todas las reclamaciones derivadas de las Acciones Fraccionadas. La negociación con Acciones Fraccionadas no se produce en ningún mercado de valores, sino con CM-E como contraparte, extrabursátilmente (Over-the-Counter, OTC) .

Usted, como comprador de Acciones Fraccionadas, no puede reclamar la entrega de la acción o ETF subyacente, ni ningún derecho de accionista, como los derechos de voto. Las Acciones Fraccionadas son perpetuas y pueden venderse a CM-E y liquidarse en cualquier momento durante los horarios de negociación de la acción o ETF subyacentes.

CM-E es miembro del Fondo compensatorio de las sociedades de negociación con valores (Entschädigungseinrichtung der Wertpapierhandelsunternehmen, “EdW”). EdW otorga una compensación si CM-E no puede atender sus pasivos por operaciones con valores. El fundamento de la compensación debe haber sido determinado por BaFin. Una reclamación de compensación existe únicamente si los fondos están denominados en la divisa de un Estado miembro de la UE o en euros, y se limita al 90 % de la reclamación o un máximo de 20.000,00 EUR.

¿Encontró su respuesta?